Cabalgando una perrita bien fuerte a cuatro patas

Compartir:

0%

Preciosa chica de 18 añitos quiere ser modelo a toda costa y para ello es capaz de cualquier cosa. Así que empieza a hacer sus pinitos en una revista de desnudos y escenas pícaras, y como la cosa le va muy bien económicamente recibe la suculenta propuesta de rodar su primera escena porno. Le da un poco de reparo porque se desvía de su sueño de ser modelo pero también le da morbo follar con un actor porno y su gran polla y ganar mucho más dinero. Después de su primer casting sus sueños cambian por completo y ahora quiere hacer porno el resto de su vida.