El jefe de la rubia tetona se la folló sobre la mesa

Compartir:

0%

La relación entre la rubia tetona y su jefe cada vez era peor porque la mujer del chaval le tenía muchos celos y le daba la chapa todo el día, así que el hombre estaba decidido a echarla pero mientras estaban discutiendo en la oficina se dio cuenta de que la tetona estaba dispuesta a dejarse follar a cambio de conservar el trabajo y el guarro no se lo pensó dos veces y acabó echándole un polvo de campeonato.